Cuatro nuevas enfermedades de transmisión sexual preocupan a científicos

Las comunidades médicas a nivel mundial están preocupadas debido a las cuatro enfermedades de transmisión sexual que han empeorado y parecen estar reproduciéndose con rapidez.

Neisseria meningitidis

Es una bacteria que causa la meningitis invasiva, una infección potencialmente mortal del cerebro y las membranas que cubren la médula espinal.

Esta bacteria apareció con mayor frecuencia luego que en los años setenta fuera detectado en un chimpancé macho.

Actualmente, entre el 5% y 10% de las personas adultas portan la Neisseria Meningiditis en la parte posterior de la nariz y garganta. Es por ello, según estudios, que esta bacteria puede contagiarse a través del sexo oral.

El motivo de la preocupación de las comunidades médicas por esta enfermedad es que recientemente se han detectado recientes brotes entre hombres homosexuales y bisexuales en Europa, Estados Unidos y Canadá.

Mycoplasma genitalium

Es una de las bacterias más pequeñas conocidas en el mundo. Fue descubierta en los años ochenta y entre 1% a 2% de la población mundial lo tiene, sobre todo en adolescentes y jóvenes adultos.

La Mycoplasma Genitalium es una infección que no presenta síntomas y muchas veces puede ser confundido con la clamidia o la gonorrea por la irritación que se produce en la uretra o el cuello uterino.

Las consecuencias de esta enfermedad son de alto riesgo en mujer pues puede producir abortos espontáneos, muerte fetal, parto prematuro o dejarte infértil.

Los médicos se encuentran recientemente preocupados acerca de esta bacteria debido a que se estaría volviendo más resistente a los antibióticos.

Shigella flexneri

También conocido como la disentería de Shigella, es una enfermedad que se transmite a través del contacto directo o indirecto con la materia fecal humana. Esta bacteria causa calambres estomacales muy fuertes, diarrea con sangre y mucosidades.

A pesar de ser una enfermedad común en niños, se ha documentado casos entre poblaciones de hombres homosexuales y bisexuales en adultos. Al parecer, la Shigella aprovechó la transmisión a través del sexo anal y oral para encontrar otro nicho de contagio.

Al igual que la Mycoplasma Genitalium, la Shigella se está volviendo cada vez más resistente a los antibióticos.

Linfogranuloma venéreo (LGV)

Esta enfermedad puede causar infecciones muy severas, por lo que suele confundirse con una enfermedad intestinal inflamatoria.

Por otro lado, esta bacteria ha sido recientemente asociada a comunidades de homosexuales y bisexuales debido a que se ha vuelto común en Europa, Estados Unidos y Canadá.

Asimismo, al igual que con la clamidia, esta enfermedad puede aumentar el riesgo de contraer VIH/SIDA.